Cómo pintar sobre mármol

El mármol es uno de los materiales más resistentes y elegantes que podemos encontrar en algunas superfícies o elementos de la casa, pero a veces puede haberse deteriorado con el paso del tiempo de modo que podemos darle un aspecto renovado con una simple mano de pintura. Veamos a continuación qué pasos tenemos que dar para de manera fácil, saber cómo pintar sobre mármol.

Pintar el mármol

El mármol es de por sí, un material que cuenta con un aspecto siempre elegante y robusto ideal para encimeras de cocina, para bañeras y otros muebles o elementos de la casa. Con solo verlo ya atrae nuestra atención, pero hoy en día está de moda el poder personalizar nuestros muebles al máximo, de modo que también podemos intentar pintar el mármol en casa con el color que más nos guste, aunque habrá que tener en cuenta que para pintar sobre mármol no sirve cualquier pintura y debemos seguir además una serie de pasos específicos.

De este modo, si en casa tenemos estantes de mármol o muebles con este material natural refinado, podemos personalizar el color de acuerdo con nuestros gustos y necesidades de decoración. Tan solo habrá que prestar atención al esmalte específico que se necesita, y el resultado será satisfactorio y estéticamente bello. En este sentido, veamos qué pasos tenemos que dar pintar sobre mármol.

Pasos para pintar sobre mármol

Para pintar sobre mármol, necesitarás los siguientes materiales:

Masilla epóxica

Lija

Esmalte acrílico

Cepillo o rodillo

Vinagre

Lo primero de todo antes de comenzar a pintar, será revisar bien el mármol y comprobar si tiene grietas o alguna rotura que arreglar. De este modo, limpiamos bien el mármol y procedemos entonces con la reparación de las grietas que localicemos.

Para ello tenemos que aplicar masilla epóxica sobre cada grieta con la ayuda de una espátula, y una vez se haya secado, se puede lijar e incluso pulir con cal. Después de esta fase de restauración, procedemos a pintar aunque teniendo en cuenta varios factores.

El mármol tiene de por sí un dibujo similar al de unas venas, que son de hecho características de este material, de modo que si eliges un esmalte que sea demasiado oscuro, las venas naturales del mármol desaparecerán por completo, así que es necesario encontrar el remedio para que sean visibles de nuevo.

Por otro lado tenemos que tener en cuenta el modo en el que vayamos a aplicar la pintura ya que para un buen resultado debe aplicarse con un cepillo con cerdas de buena calidad, evitando rayas antiestéticas. Alternativamente, también podemos usar un rodillo y obtener un efecto de “piel de naranja”.

Habiendo dicho esto, es importante agregar que generalmente si pintas con un color oscuro, será suficiente con una capa, mientras que para uno que sea claro, lo ideal después de secar la primera es proceder con una segunda.

Aplica entonces la pintura por todo el mármol. Cuando hayas acabado debes lograr que el mármol tenga sus venas clásicas, y para ello nada como recurrir a un remedio simple y efectivo, que consiste en aplicar vinagre (unos minutos antes del secado total) con un pincel fino, de modo que vas a poder descomponer las partículas de esmalte y luego recrear la veta natural antes mencionada.

Una vez hayas acabado de aplicar el vinagre, deja que la pintura se acabe de secar y comprueba que tal ha quedado el renovado aspecto de tu mármol.

Al margen de esta guía, podemos concluir diciendo que los mejores esmaltes disponibles en el mercado para azulejos de mármol son aquellos con una base acrílica y sobre todo brillante, por lo que la elección está sujeta a nuestros gustos personales pero siempre teniendo en cuenta comprar este tipo de esmalte.

Pulido de suelos Madrid

Abrillantadores de suelosAbrillantado mármol

About the author /


Related Articles