«Ha pasado lo que se esperaba»

El PSOE vivió el debate de los Presupuestos como el relato de un fracaso anunciado. En el partido se llevaba días testando la aceptación de unas elecciones el 28 de abril, por lo que se daba por hecho que las cuentas no saldrían adelante. «Ha pasado lo que se esperaba», resumió el ministro de Fomento y secretario de Organización del PSOE, José Luis Ábalos. Por esperado, la sensación que se percibía en algunos diputados y cargos del partido no dejaba de ser de desolación, conscientes de que estaban asistiendo al final de una etapa en La Moncloa que tendrán difícil revalidar.

Sin embargo, ésta pérdida no es estéril y los socialistas han conseguido arrancar un argumento de peso para afrontar la campaña: están libres de cargas respecto al independentismo. En algunos territorios preocupaba sobremanera tener que hacer el ejercicio de contorsionismo de defender la unidad de España, mientras Sánchez seguía en el poder apoyado por los soberanistas. En estos feudos ayer se exigía públicamente una disculpa al presidente del Gobierno por las acusaciones infundadas a las que se le había sometido estos meses. La fecha de las elecciones también les parece «estupenda». «Cualquier día es mejor que un ”superdomingo”», señalan aquellos que habían defendido que la coincidencia de las generales con las municipales y autonómicas les iba a perjudicar y a desvirtuar su debate territorial. Solo Sánchez tiene la última palabra para despejar las dudas y sus miedos.

Source: NGT

Tagged with:    

About the author /


Related Articles